Caprichos Goyescos II

Ricardo López Ruiz (Autor)

Aquí se dan cita 60 relatos que no guardan ningún tipo de orden temporal ni argumental y todos ellos son independientes entre sí. Basta con que abra el libro por cualquier página y se lance a leer, sin mayor preámbulo. Así pues, estimado lector, no lo dude, cómprelo y láncese a disfrutar de una feliz y confortable aventura.

 

Cómpralo ya en papel:

14.00€
Numero de ejemplares:  

Sinopsis

Obaba no cabe en 2938 metros de celuloide ni en 87 curvas, tal como la quisieron recoger en el pasado. Todos hemos conocido alguna mujer que tenía por lo menos 90 curvas, y esa mujer no aparecía en esa película. Yo la eché en falta. Porque Obaba necesita soñar para poder escapar a su cruda realidad. Necesita crearse un imaginario al margen de la vida cotidiana. En Obaba faltan muchas historias por contar. Porque Obaba no es una aldea de Marte. Obaba es la realidad que nos circunda. Obaba es el país que pisamos a cada instante. Obaba es la universidad de nuestras vidas. Obaba es nuestra misma esencia cultural. Obaba está en cada rincón de España. Y a cada película que se haga sobre ella, por genial que sea, todavía le faltarán muchas nuevas versiones para reflejar a todo su paisanaje. Es tan denso en historias nuestro entorno que uno podría estar todo el día filmando con una cámara en mano o tecleando hora tras hora, hasta el agotamiento, frente a una pantalla. Cada filmación sería una nueva película y cada narración un nuevo libro... Y eso es lo que contiene este libro, ideas y relatos que no son más que unas sensaciones y visiones preparados para compartir, en esencia no más allá de un cóctel de caprichos literarios... ¡Tómelo y disfrútelo! No se arrepentirá.

Detalles del Libro


ISBN/13:

Num. Páginas:

Tamaño:

Año de publicación:

Editorial:

Categoría:

9788416611881

166

150 X 210 mm

2015

Punto Rojo Libros S.L.

Cuentos

Ricardo López Ruiz (Autor)

La vida quiso situarnos en la Ribera de Navarra, entre campos fértiles bien regados y bien trabajados. Allí nacimos en Tudela cuando el Caudillo todavía estaba en pie, allá por finales de los años 60. Allí crecimos y jugamos en nuestra infancia y adolescencia en un hermoso pueblo llamado Villafranca (también dicho la antigua Alesves). Después tuvimos ocasión de ampliar formación y horizontes. Y también de traspasar fronteras. En Filadelfia vimos que un hombre puede ser polvo o puede no ser nada. En Francia descubrimos que París siempre será la ciudad de la luz y del amor. En Argentina nos desmelenamos en el microcentro bonaerense, pues al fin y al cabo la vida no vale más allá de un tango. Entremedio también hicimos algo de Ciencia. Y así se nos fue y así gastamos parte de nuestra juventud. Ahora seguimos paseando por las orillas del Ebro y sus afluentes, entre Aragón y Navarra, encantados de poder compartir con ustedes este librito, que no es más que un pequeño trozo de mi corto caminar y un producto de mi particular visión, irónica, de la realidad, posiblemente de nuestra realidad.

Menciones en prensa y otros enlaces:

No existen menciones para este libro